Derechos humanos en el trabajo

Views: 599

 

El trabajo es parte fundamental en la vida de los seres humanos, es el medio
por el cual las personas buscan relacionarse, superarse, adquirir bienes,
desarrollarse, alcanzar su bienestar y conseguir una mejor calidad de vida.
También es que a través del estudio los individuos se preparan para poder
desempeñar mejor su trabajo y alcanzar mejores puestos.
El Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, en su Observación
General número 18, señala que el derecho al trabajo es un derecho
fundamental y esencial para la realización de otros derechos humanos y
constituye una parte inseparable e inherente de la dignidad humana. Toda
persona tiene derecho a trabajar para poder vivir con dignidad.
Todos los derechos humanos se caracterizan por su indivisibilidad e
interdependencia, razón por la cual al vulnerar un derecho humano se es
probable que a la par otro se vulnere. Los derechos humanos en el trabajo no
son la excepción, ya que de ellos depende que las personas se desarrollen
plenamente dentro de los ambientes laborales y que partiendo de esto las
personas puedan vivir con mejores oportunidades.
La Organización Internacional del Trabajo hace mención de que “El trabajo
decente sintetiza las aspiraciones de las personas durante su vida laboral.
Significa la oportunidad de acceder a un empleo productivo que genere un
ingreso justo, la seguridad en el lugar de trabajo y la protección social para las
familias, mejores perspectivas de desarrollo personal e integración social,
libertad para que los individuos expresen sus opiniones, se organicen y
participen en las decisiones que afectan sus vidas, y la igualdad de
oportunidades y trato para todos, mujeres y hombres.”
Razón por la cual es indispensable que los seres humanos puedan sentirse
valorados y protegidos al momento de ejercer sus funciones dentro del trabajo
elegido, lo cual no solo depende de las autoridades, ya que al pertenecer a un
equipo de trabajo, existe la obligación de respetar los derechos humanos,

fomentando una cultura laboral. A su vez, es importante reconocer que cuando
existe alguna controversia, trato desigual, agresiones, aislamiento, violencia,
acoso o daños se puede llegar a una solución.
Los derechos humanos laborales se pueden hacer valer a través de instancias
pertenecientes a órganos de carácter legislativo; organismos jurisdiccionales e
instituciones no jurisdiccionales, así como ante organismos y tribunales de
carácter internacional (CNDH, 2015). En este sentido, es importante que los
trabajadores conozcan sus derechos y que en caso de ser vulnerados existen
acciones que pueden ser realizadas para defenderlos.