Ekgardo Carpio

Views: 568

El paso del tiempo deja experiencias grandes o pequeñas —dicho esto en un sentido muy relativo—, si hay que ser determinantes, entonces debemos citar el deber de búsqueda, del andar al que obliga la necesidad de exploración interna, de enriquecimiento espiritual, de las emociones que van moldeando la mirada con fuerza y suavidad mezcladas; en resumen: pasión por hacer que suceda lo que deseamos que suceda, la lucha diaria sin la que sería imposible alcanzar los sueños.

Por supuesto, existen también los regalos inesperados: situaciones y personas que nos hacen voltear al cielo y agradecer su llegada. Estos factores son determinantes para que los pasos en nuestro peregrinar sean más sólidos. Bueno, pues aquí comienzo con lo que les quiero contar.

Artistas del Hambre en su quinta edición integró a viejos conocidos y rostros nuevos; de entre los segundos, un guitarrista de nombre raro y actitud solemne accedió a improvisar una musicalización para mi lectura, con la humildad que no había visto en años en nadie.

Aquella noche no pude apreciar debidamente su trabajo, pero sí al día siguiente en Youtube, donde está colgado su primer álbum. Les hablo de Ekgardo Carpio, creador de canciones, virtuoso de la guitarra; un artista cuya autenticidad se desborda a través de dulces armonías y voz privilegiada enlazadas a letras que, en su canto reabren, desde el corazón desangrado por la mujer amada, hasta la herida profunda que punza, que dibuja el derrumbe en nuestros horizontes; la caída de la humanidad: el hombre pisoteando al hombre.

‘ACRòSTICO’ (su primera placa) es un disco que reúne esperanzas de grandes amores, ausencias palpables como cicatrices construidas sobre la piel de la noche. Se respiran en él las influencias de la trova así como de cantautores clásicos y contemporáneos, no por eso pertenece a estos géneros, más bien me suena a otra cosita mejor, más allegada a un rock callejero, en el buen y valiosísimo sentido de la palabra. Se enriquece de arreglos blues que le dan una fluidez extraordinaria. Es una obra directa y de fácil escucha, sin trucos, recetas ni complicaciones de ningún tipo; sin jugar al intelectual, sin más pretensión que expresar el sentir del buen Ekgardo quien hace las veces de productor, compositor, músico y arreglista.  Además de él mismo, montar su estudio de grabación en casa, reunió a otros artistas que cantan, tocan y recitan en este mismo compilatorio. ¿Trabajo titánico? ¡Por supuesto!

Pues los resultados son sobresalientes. En lo personal, hay piezas que destacar como Al insomnio y al reloj a la voz de un invitado, la dulce Antes de dormir y mis favoritas Ojos Negros y Antes de ti.

Su siguiente álbum, ‘El juego de vivir’ que se encuentra en proceso de grabación, se estrenará en el mes de octubre y déjenme contarles que hace muy pocas horas tuve la oportunidad de escuchar los primeros cortes, que son un agasajo.

Recomiendo estar al pendiente en su canal de Youtube y en su página de Facebook, ya que constantemente se agregan fechas de la gira ya tendida por Morelos, CDMX, Pachuca, Cuernavaca, Puebla, Tlaxcala y Toluca, por supuesto, aún sin darse por concluido el disco. Quienes lo contratan, saben. Si ustedes no lo han escuchado, quiero decirles que ya se tardaron una eternidad.

ACRóSTICO puede conseguirse directamente con el autor (en MixUp ya está agotado).

Desde el corazón del sol, abrazos, felicitaciones y bendiciones a Ekgardo Carpio.