El libro para mi hombre

Views: 356

A veces camino contemplando el paisaje y pienso en el tiempo, cómo era antes el lugar, cómo ha cambiado, las personas pasamos por el mismo sitio y aunque cada piedrita esté exactamente igual, nosotros podemos verlo desde otro sentimiento. Si me pongo a observar bajo la sombra de un árbol, aunque todo parezca igual, probablemente hay algo diferente porque debajo de mis pies hay raíces que no puedo ver.

Todos los libros son igual que los lugares, depende del día en que los leamos,  hay libros que desde el primer momento en que los abrimos nos atrapan, con cada palabra te van metiendo más a la historia, hasta que ya eres parte de ella, los disfrutas y sabes que tienes una nueva experiencia que te llevará a cambiar algo en tu vida, pero, hay otros que tienen el poder de cambiarla por completo, de mover el camino de tu destino y ayudarte a dejar atrás el pasado.

Cuando encuentras uno así lo haces invisible y lo llevas en tu bolsa imaginaria que nunca dejas, después de haberlo leído, nunca dejo las Mujeres que Aman demasiado de Robin Norwood, a veces lo abrazo para recordar que dentro de  él están la historia de  Jill, Tilly,  Lisa, Melanie, Mary, Jane, Peggy, Eleanor, Arleen, Suzannah, Connie, Pam, Janice y otras mujeres que decidieron contarme una parte de su vida, con toda la fuerza de su corazón, para que yo estuviera mejor, entonces todas ellas abrazándome me hacen sentir más cálida y feliz.

Sé que suena a presunción tener a tanta amiga apoyándome, por eso debo reconocer que hay días en que sólo Robin Norwood me contesta, pero bueno, un abrazo es un abrazo.

Por eso quise contarles esto, porque tal vez alguien más necesite leerlo. En él encontrarán historias que tal vez los hagan identificarse, pasos a seguir para dejar de amar demasiado, comprensión, amor propio, esperanza, paz y otros sentimientos que dependerán de ustedes.

El libro fue realizado gracias al análisis que la autora hizo durante entrevistas con pacientes, en donde ella veía un síndrome de ideas, sentimientos y conductas repetitivos en quienes creaban círculos de amor viciosos, porque trataban de resolver su pasado proyectándolo en su pareja actual.

Expone casos que van desde la falta de amor por parte de los padres, hasta soportar golpes, infidelidades, violencia verbal, en general cualquier tipo de violencia,  la dependencia al sexo, creerse responsables del cuidado de la pareja  y  de ser el motor para que cambie, ser partícipe de la adicción de su pareja, adicciones al alcohol, drogas, al trabajo. El objetivo del libro es dar a conocer las causas y consecuencias de amar demasiado y su solución.

Si eres hombre y sufres por amor tal vez no encuentres abrazos, pero sí, al menos una palmadita de Charles, Russell y otros hombres que podrán comprenderte.

Por si no lo lees, al menos, quiero dejarte dos poemas que vienen en el libro.

Víctima del amor

Víctima del amor,

veo un corazón destrozado.

tienes una historia que contar.

 

 Víctima del amor: es un papel muy fácil

 y tú sabes representarlo

muy bien.

 

 …Creo que sabes

a que me refiero.

Caminas por la cuerda floja

del dolor y del deseo,

buscando el amor.

 

 

Mi hombre

Oh, mi hombre,

lo amo tanto; él nunca sabrá,

toda mi vida no es más que

desesperación; pero no me importa.

Cuando él me toma en sus brazos

 el mundo se ilumina.