IMPULSAN MANEJO SUSTENTABLE DE LOS RECURSOS FORESTALES

Views: 194

Otzoloapan. El Gobernador Alfredo Del Mazo Maza señaló que en el Estado de México, a través de la Secretaría del Medio Ambiente, se otorgan permisos a los dueños de zonas boscosas para autorizar el aprovechamiento de recursos forestales maderables de manera sustentable, que a su vez, les permitan obtener ganancias económicas.

Durante una visita al predio “El Agostadero”, el mandatario estatal entregó a Ángel Loza López, dueño de esta propiedad, su permiso correspondiente, e indicó que se realizan estudios para estimar la tasa de crecimiento de las zonas forestales y determinar si son aptas para cortar algunos árboles de los cuales se aproveche la madera para usarla como leña o en la producción de artesanías o tarimas, entre otras.

Los árboles que son considerados para ser derribados son aquellos que tienen plaga, están enfermos, mal conformados, son viejos o cuentan con algún daño físico, entre otras características.

 “Estamos apoyando a quienes hacen uso responsable de los bosques, a través de un manejo forestal maderable sustentable, que quiere decir que se da un permiso por parte de Probosque, por parte de la Secretaría del Medio Ambiente del estado, para que se haga un aprovechamiento responsable de los bosques”, refirió.

“Hay permisos que permiten que a lo largo de 10 años, por ejemplo, se vaya seleccionando cuáles son los árboles que se pueden cortar, para que se pueda ir dándole movimiento al mismo bosque, esto, incluso, permite que haya nuevos árboles que vayan naciendo y que esto nos ayude a tener todavía más fortalecido al bosque, ayuda más a la captación de agua hacia el subsuelo y permite que muchas familias, como la de aquí de Don Ángel, puedan vivir de esta actividad y además, al mismo tiempo, cuidar a nuestros bosques”, expresó el Gobernador, quien estuvo acompañado por el Secretario del Medio Ambiente, Jorge Rescala Pérez.

Del Mazo Maza invitó a quienes tengan interés de hacer uso responsable de sus predios forestales, a acercarse a la Secretaría del Medio Ambiente, para que los técnicos especializados verifiquen y determinen la viabilidad de la superficie que puede ser aprovechada y se seleccionen los árboles que pueden ser cortados.

Desde 2003, a través de Probosque, se dan las autorizaciones para el aprovechamiento maderable sustentable, y mediante el manejo técnico se ha generado el interés de los dueños y poseedores para proteger sus bosques al adquirir el compromiso para realizar acciones de protección, restauración, conservación, fomento y cultivo.

Además, esta acción permite también rejuvenecer las áreas forestales, lo que a su vez ayuda a disminuir los gases de efecto invernadero y mitigar las consecuencias que provoca el cambio climático.