La Cuenca del Río Lerma.

Views: 658

Debo comentar que la semana pasada en el transcurso de los días 20, 21 y 22 se recogieron de forma oficial las propuestas y proyectos de los diferentes sectores que tenemos que ver con el agua.

Nosotros como una organización que usamos tanto el agua de lluvia, como de manantiales, de las presas, no se puede usar directamente el agua del río para riego. Presentamos algunas propuestas.

Una se refiere a la cosecha del agua, para ello propusimos la construcción de tres mil bordos en toda la Cuenca, con una capacidad de 100 mil metros cúbicos en promedio, habrá más pequeños y más grandes, eso deberá depende de la orografía, de los espacios y de las tenencias agrarias.

Esto con una inversión de 3 mil millones de pesos, la pura elaboración del proyecto se tiene que hacer en lo que queda del 2019 costará 300 millones de pesos.

Así también la protección y rescate de los manantiales con todo y su elaboración de proyectos, se consideró 33 millones de pesos, una parte se hace en el 2019 y otra parte en el 2020.

La parte que tiene que ver con la verificación y cumplimiento de las normas, en especial para las empresas que descargan sus aguas de desecho después de un proceso industrial, ahí en seis años se aplicarán 240 millones.

Por último un aspecto que creemos vale la pena, aplicar 7 millones en seis años para el aprovechamiento de las especies nativas, es decir, las especies no domesticadas o semidomesticadas que tiene que ver con alimentos que la gente, sobre todo de las culturas originarias conocen.

En los que van quelites, algunos frutales, que cuando digo semidomésticos señalo por ejemplo el tejocote, da un fruto de alta capacidad nutricional; el capulín y otros, pero los hemos descuidado.

Yo creo ahí hay un recurso esperándonos para cumplimentar de mejor manera nuestra alimentación.

En conjunto, este paquete que presentamos como una organización de productores, lleva la cantidad de 3 mil 580 millones de pesos, que este comité que está constituido por la Fundación Río Arronte, la Comisión de la Cuenca del Río Lerma y el despacho especializado que se llama Centro Agua.

Harán lo propio de análisis de todas las propuestas que se han presentando y las que resulten de mayor viabilidad, ellos las definirán para arrancar las inversiones y las acciones.

Aquí tiene que ver tanto los ayuntamientos, instituciones estatales y federales, desde luego algo que nosotros estamos haciendo como sociedad, asumiendo la responsabilidad.

Ojalá se multiplique con otras organizaciones.

Claro que sí. Cuando hicimos la propuesta de los 3 mil millones, hubo un gesto de sorpresa de quienes nos estaban recibiendo el proyecto, pero le dijimos que con tres bordos de éstos, con una capacidad de 100 mil metros cúbicos, por 3, serían 300 mil metros cúbicos, de esos tres bordos, comprar el agua embotellada, sería el equivalente de los 3 mil millones.

Es una inversión, ya comparativa con el costo del agua que estamos pagando insignificante.

Si de pronto ya no tuviéramos la dotación del agua embotellada, se tendría que invertir de manera forzosa en la potabilización de las fuentes pequeñas o medianas de agua, y tendríamos que hacer la inversión.

Resulta que al revisar esos números, las empresas que embotellan el agua, pagan apenas tres centavos por litro, por la concesión, tres centavos, lo demás son costos de administración, logística y compramos el agua muy cara, en promedio de 8 a 10 pesos el libro.

Es decir, el agua embotellada, debería costar tres pesos.

Por qué estamos dispuestos a pagarla tan cara, porque del otro lado lo que encontramos es agua muy sucia, agua contaminada o prácticamente envenenada, eso nos lleva a vernos forzados a pagar este costo tan alto en el mercado del agua embotellada.

Podemos revertir eso, es un gran negocio, especialmente las internacionales y se ha checado con otras fuentes en diferentes partes del mundo, entonces la inversión pública que se haga para cosechar el agua en los bordos y potabilizarla ahí mismo.

Es decir, el agua de lluvia no nos cuesta, solamente tenemos que retenerla, captarla, limpiarla un poco, lo que trae es polvo de la atmósfera y es muy sencillo hacerla potable.

Comparto que nos llegó una invitación, se va a llevar a cabo un foro se llama Agua y programa de ordenamiento territorial en la Cámara de Diputados del Estado de México el 29 de marzo, empieza a las diez de la mañana.

Este tema es vital, para todo mundo debe serlo, pero para el caso de los agricultores, si no tenemos agua suficiente y oportuna, tampoco podemos dar el paso para la producción de alimentos.

Qué tan cierto es. Casi la mayoría de las embotelladoras usan envases de pet, en vez de utilizar envases de vidrio.

La respuesta que se tiene al respecto es que, si se utilizan envases retornables de vidrio, se emplearían casi dos litros de agua para limpiar cada uno de ellos.

En esa parte pueden tener razón, pero se ha estado desarrollando tecnología, por cierto a partir de maíz, para hacer envases biodegradables o incluso hasta comestible, se puede hacer.

Ya llegaremos a eso, tengo confianza en que la tecnología y en especial la tecnología nacional, hay tres instituciones mexicanas que están trabajando sobre ello, una de ellas es la UNAM, otra es el Politécnico, el Colegio de Postgraduados de Chapingo, y la propia Universidad de Chapingo para producir, pero en los procesos no contaminar o contaminar al mínimo y estar acorde en los costos.

Creo que si apoyamos más a estas instituciones nacionales, no tendremos que estar dependiendo como ha ocurrido hasta ahora y caer en manos de las multinacionales.