Los chismes se oyen diferente dentro de Los Portales, que fuera: Gerardo Novo

Views: 1085

Los tradicionales Portales de Toluca han sido y “siguen siendo un lugar de vida social, de encuentro, y lo que ocurre dentro de Los Portales es muy diferente a lo que pasa en las afueras. Son como una membrana que cuando uno la cruza, está entrando a una dimensión diferente”, y son, prácticamente, el primer mall que tuvo la ciudad. Con esta descripción, el cronista Gerardo Novo Valencia ponderó la importancia que tiene este emblemático lugar de la capital mexiquense, durante la enriquecedora charla que sostuvo con Jesús Izquierdo Rojas, en la primera emisión del espacio denominado “Entre Tolucos”.

La transmisión se efectuó este martes en punto de las 18:00 horas en las redes de Jesús Izquierdo Rojas, subsecretario de Desarrollo Político
Gobierno del Estado de México. En ella, Gerardo Novo hizo un detallado recuento de la historia de Los Portales, que señaló, fue la primera obra civil de relevancia en la ciudad.

Apuntó que si bien Toluca siempre ha sido un asentamiento importante, no fue una ciudad señorial como Morelia o Puebla, es decir, “no nació para ser capital de estado”.

“Era una villa rica, porque había muchos agricultores, muchos ganaderos, de mucho poder económico, pero a diferencia de grandes ciudades que tuvieron su Catedral, Toluca era una población de una arquitectura muy sencilla, modesta, tradicional”, dijo, y es que al ser una ciudad evangelizada por franciscanos, “siempre mantuvo ese sello de pobreza. Fue una ciudad con una arquitectura sencilla pero muy importante porque los elementos arquitectónicos que la formaron hicieron que tuviera gran belleza y funcionalidad”.

Cuando se decreta que Toluca sea capital del Estado de México, antes lo era San Agustín de las Cuevas, hoy Tlalpan. “Entonces Toluca no tenía edificios decorosos para sedes de los Supremos Poderes, no existía un palacio para el poder ejecutivo, legislativo y judicial”.

Fue entonces cuando José María González Arratia, a quien describió como un toluqueño “emprendedor y visionario”, se da cuenta de que a Toluca “hay que darle la categoría de capital de Estado que en este momento no tiene”, y junto con autoridades del Ayuntamiento de Toluca se acercan a los frailes franciscanos a fin de convencerles de que cedan tres lados del Convento de la Asuncón de Toluca para la construcción de Los Portales. Las gestiones lograron concretarse para el inició las obras en 1830.

Esta se logró también, gracias al poder de convocatoria de González Arratia, quien convenció a los ricos de la época sumar capitales para ir construyendo los arcos en la medida de sus posibilidades. “El primer arco mpezó a construirse en Constitución e Hidalgo, y los arcos avanzaron hacia el norte por 20 de noviembre y hacia poniente por el que hoy llamamos Portal Madero”.

Además de dar a Toluca la escala de ciudad capital, el objetivo era desarrollar el comercio y dar vivienda a la gran cantidad de servidores públicos que se vendrían a Toluca.

Gerardo Novo agregó: “En 1870 después de varios años cuando se abre la calle de Riva Palacio –hoy Bravo Norte- el párroco de Toluca, Buenaventura Merlín se propone hacer su portal y entonces empieza a construir el que hoy se conoce como Portal Reforma, y que durante un tiempo se llamó Portal Merlín, que no se concluyeron. Faltaron alrededor de unos 15 arcos, finalmente esos se terminaron hacia la segunda década del siglo XX cuando era presidente Municipal González y Pichardo , y con el general Agustín Millán como gobernador”.

Los Portales de Toluca están constituidos por 120 arcos, y desde los inicios, se convirtieron rápidamente en un centro comercial importantísimo. Han sido también escenario de destacados episodios históricos. Fue en el Gran Hotel, que anteriormente había sido sede del poder ejecutivo, donde se da el primer encuentro entre José Vasconcelos y Antonieta Rivas Mercado; de hecho, se dice que Vasconcelos la seduce con dulces toluqueños.

Con el correr de los años, Los Portales siguen siendo un lugar de vida social, de encuentro. “Hay quien dice que los chismes se oyen diferente adentro del Portal que afuera”, apuntó Gerardo Novo Valencia.

También die cuenta de los comercios que han existido en Los Portales a lo largo de su historia, desde una pulquería y amoladuría –lugar donde la gente iba a afilar sus cuchillos, machetez, hoz para el campo-, hasta hoteles, y los primeros tres cines que tuvo Toluca, El Renaciomiento, El Rívoli y Centenario.

Con todo esto, no queda duda de que Los Portales son un emblemático sitio en la capital mexiquense, “Los Portales fueron el primer mall que tuvo Toluca. Los domingos la familia se iba a los portales, los niños pasaban a tomar un helado, el señor se iba a la peluquería, la señora se iba a ver las lavadoras; luego se iban a misa, a comer al Gran Hotel, al cine y se iban a tomar un pozole o unos tamales, y todo el día se la pasaban en el Portal y el área circundante”.

Las conversaciones “Entre Tolucos” se transmitirán cada martes a las 18:00 horas, en las redes sociales –Facebook, Youtube, Twitter e Instagram- de Jesús Izquierdo Rojas.