Qué observamos en tiempo de lluvia

Views: 724

Llevamos ya una semana que iniciaron las lluvias, afortunadamente nos llovió en lo que podemos llamar el Valle Alto, llovió dos días muy bien y ahora nos está dejando trabajar. En verano, hay un periodo de no lluvias, eso se va a reanudar mañana o pasado mañana, volverá a llover, pero mientras trabajamos.

Nos permite este periodo entrar con tractores, también con las personas para hacer aplicaciones de fertilizantes, las escardas, los drenes parcelarios, las cunetas para eso se requiere que el suelo esté húmedo, no saturado para que permita un buen trabajo.

También porque la humedad, el agua, es el vehículo para llevar los nutrientes a las plantas, entonces si no la hay en el terreno de cultivo, tampoco las plantas pueden prosperar, estamos contentos. Los predios que no se habían sembrado de maíz se están sembrando ahora con trigo, triticale, con avena, estamos sembrando canola, terminamos con el amaranto; ya pintó mejor esta semana.

Desde hace ocho días. Ante el anuncio del gobernador de que van a atender el Río Lerma, nosotros como ciudadanos de esta región, como ribereños, porque las parcelas colindan con el río, no estamos viendo ninguna acción, el río sigue sucio, el agua va negra, apestosa. Los troncos de hace varios años no han sido retirados, eso no lo puede hacer cualquier persona, se requiere maquinaria, existe, hemos visto las excavadoras de brazo largo que están estacionados en el patio de Sedagro, llevan muchos meses.

A nosotros nos preocupa que no se haga nada en tiempos de estiaje, es decir, cuando el río va con poco caudal, es cuando se puede trabajar y darle un mantenimiento, una limpieza. Cuando llueva en grandes cantidades, el cauce está limpio y pueda evacuar correctamente evitando tragedias, contratiempos, después los políticos se toman las fotos, los hemos visto, se toman la foto con el agua hasta la rodilla, lo vi con Pichardo Pagaza hace muchos años, en Chalco y lo vimos con Arturo Osornio, en Ixtlahuaca, en Santo Domingo, acarreando costales para hacer una barrera.

Cuando lo que se tiene que hacer si seguimos el protocolo de protección civil, es un mantenimiento en la mejor época, que es el estiaje. ya terminó. Tenemos un buen panorama para la agricultura, pero por otro lado, vemos que con puros anuncios no se corrigen los vicios que se están cometiendo contra el Río Lerma y la sociedad en general.

He comentado que hay formas de aprovechar el agua de lluvia, tenemos 800 milímetros, qué significa 800 litros por metro cuadrado. Tenemos una lluvia abundante, buena y no la estamos aprovechando. En el otro extremo, se hacen obras costosas para llevarla a la zona de consumo, donde está la población de mayor concentración, pero ahí también llueve y se pueden aprovechar mediante ciertas obras y procesos.

Esa agua de lluvia viene más limpia de lo que puede tener el Río Lerma, debemos dejar de explotar el acuífero, debe ser una reserva para alguna emergencia, sacar el agua del subsuelo. Tenemos que aprovechar y además hay tecnología, por cierto mexicana, hay que voltear a ver el Colegio de Posgraduados, hay una especialidad que se refiere al agua y no solamente por su manejo de riego, sino en lo general, el mejor aprovechamiento en su concepto más amplio.

También está el tema que tratamos de la producción de leche, dijimos que con base a la estadística  oficial que se están comprando seis billones de litros si fuera leche fluida, pero se compra leche en polvo, es uno de los conceptos pendientes en donde se ocupa recursos físicos, suelo, agua, mano de obra, es decir, ahí está la fuente de riqueza y a la vez, la dependencia. Por qué tenemos que comprarles en polvo, si tenemos el territorio, la gente, la experiencia para producir la leche, uno de los varios alimentos que nos tienen que dar no solamente un asunto de economía para el área rural, sino un asunto de soberanía.

Hablar de soberanía implica más cosas. Vale la pena que esto no sólo lo reflexionen o lo escuche la gente que tiene en este momento en sus manos la posibilidad de las soluciones. El gobierno del estado a través de Sedagro no ha entregado los fertilizantes, tengo conocimiento que hace más de un mes, hicieron entrega de fertilizantes a gente afiliada a Antorcha Campesina, pues sí, pero a los del alto rendimiento y población en general que se dedica a la producción de maíz que ya cumplió los requisitos, no hay respuesta.

Queremos que el gobernador actúe, no solamente anuncie, así estamos.

¿Por qué esta tan difícil pasar de decir a hacer falta de dinero o qué?

Tenemos que lidiar con elementos fuera de nuestra voluntad como la lluvia, el frío, la sequía, pero los que gobiernan tienen en sus manos los presupuestos, recursos. Nosotros como ciudadanos tenemos que pagar y pagamos nuestros impuestos, sobre todo los que tienen que ver directamente con el consumo, ustedes compran cualquier cosa y está pagando el impuesto.

Cómo es que ellos hacen lo que se llama subejercicio, no aplican el recurso, estamos a 12 de junio y Sedagro no ha entregado los fertilizantes y los recursos para la compra de la semilla, cómo le hicimos los agricultores para adquirir esos insumos. Tal vez el fertilizante se pueda comprar y aunque sea un poco tarde se aplica; pero la semilla si no se tuvo en su momento, ya no hay cultivo. La semilla es un insumo estratégico fundamental, resulta que lo sacamos fiado con los proveedores y tenemos deuda.

El productor común y corriente no tendría por qué incurrir en deudas personales si hay programas dedicados a eso. Recuerda que el diputado del PRI, un exhorto a la Secretaría de Finanzas, no sé a quién se le tenga que hacer exhorto, me dirijo en este momento al gobernador, identifico que él es el responsable y él debe estar enterado, firmar y ordenar a quien corresponda para que las cosas funcionen.

Los recursos que están a su alcance, lleguen a quien deba de llegar, en este caso el anuncio lo hizo el gobernador hace unos días, pero no vemos nada en el campo, en el Río Lerma, no vemos la entrega de fertilizantes.

Con respecto al agua de lluvia, no sé si resulte fácil o no captarla, pero no se hace, está pasando lo mismo que pasó durante muchos años con los calentadores solares, hasta ahora que hay muchas personas que los utilizan.

Son conceptos algo diferentes, pero aplicando sentido común y mucha tecnología que hoy en día existe y parte de ello es en los laboratorios de las universidades, es decir, son aportaciones de los jóvenes que están trabajando en materias antes poco utilizadas como la química, bioquímica, biología, microbiología y toda la física. Estas materias tienen amplias aplicaciones y muy practicas, luego nos enteremos a través de los medios que muchachos mexicanos han ido a competir a diferentes partes del mundo, traen medallas, buenos lugares, pero se acaba el encanto cuando regresa a su escuela y no se les dan las oportunidades.

A ellos como personas, más lo que ellos están aportando para la sociedad en su conjuntos, deben ser estimulados y apoyados para que su trabajo y su talento sea un insumo aprovechable para la sociedad y ahí ganamos todos.

En ese punto tiene razón, hay jóvenes talentosos que ganan premios en el extranjero, pero regresan y no son estimulados más allá y siguen con metas muchas universidades de tratar de conseguirles chamba a quienes no quieren chamba y quienes hicieron algo fuera de lo común, no reciben apoyo.

Si en algo sirve que nosotros lo señalemos, hay que seguirlo diciendo.

Más que diciendo, ojalá lo puedan hacer o lo deban hacer quienes tengan que hacerlo.

Usted me dirá qué hacemos, vamos a la Cámara de Diputados, a la gubernatura, en ejercicio de un derecho fundamental, derecho a la manifestación, libertad de expresión.

Lo más extraño es que el ámbito oficial tiene carencias en estos momentos, según se nos dice, pero el ámbito privado, ¿no le interesa?

No esperaría mucho del ámbito privado, lo poco que alcanzo a observar, tengo amargas experiencias, por ejemplo la lluvia sólida, es un polímero desarrollado en laboratorios de la UNAM, por el doctor Rico. Dicen que anda teniendo éxito en otros países y no en México, nosotros lo probamos hace como siete u ocho años y no fue de gran utilidad, no aportó mayor cosa, lo trabajamos con el mayor cuidado en campo abierto, no en macetitas, no en fracciones, sino en hectáreas y no le vimos un gran resultado.

Pienso que ellos buscan con la patente lucrar, sacarle provecho personal a un conocimiento, a un desarrollo, no le apostaría a la iniciativa privada, los grandes desarrolladores o pensadores como Nikola Tesla, no pensaban en el lucro, pero a su alrededor sí había quienes lo hacían o pensaban en eso y en cuanto pudieron patentaron y lucraron y siguen lucrando.

Me refiero a las universidades, porque una de sus misiones es la que crear conocimientos, difundirlos, compartirlos, las Universidades en otros países son grandes desarrolladores y aportantes de tecnología. Aquí tenemos grandes como la UNAM, Chapingo, el Politécnico, son instituciones nacionales, es un patrimonio de todos y los que alguna vez tuvimos oportunidad de estar en esas instituciones, animamos a nuestros hijos para que acudan ahí.