Quizás

Views: 278

Quizás por no dejar de ser, nos volvemos distantes en palabras; nos hacemos ciegos a nosotros mismos, nos miramos entre miedos de otros.

Quizás por no dejar  de estar nos retorcemos entre amantes, cual vil gusano al robo de alimento, carcomiendo las entrañas, golpeando desde dentro en nombre del amor, asomándonos a vacíos ojos diciéndoles  te amo: ¡matamos por sentir amor!

Quizás por no dejar de sentir  nos condenamos al infierno propio,  ardemos bajo nuestras cuencas calcinadas,  tras el río de lava con que contemplamos la distancia.

Quizás por no dejar de creer nos miramos al espejo y adoramos el reflejo.