SE PERDIO IDENTIDAD ANTE PUMAS: HERNAN

Views: 421

El director técnico de los Diablos Rojos, Hernán Cristante, consideró que ante Pumas pesó su equipo perder su “identidad de juego”, pero rescató que hubo voluntad y que el equipo no de correr y de luchar. Rescató que la calificación aún está en sus manos aunque reconoció que el cierre ante Lobos BUAP no será fácil.

En el encuentro se presentó una jugada polémica, un penal sobre Enrique Triverio que no se señaló y no se revisó en el VAR. En este sentido, el estratega volvió a referir: “La polémica va a seguir estando, imposible que no”.

“El error es nuestro, no es del VAR, no es del árbitro. Hoy creamos mucho menos situaciones que en cualquier partido, eso es lo que me preocupa, la voluntad no porque no dejaron de correr, no dejaron de pelear, pero nos enfrentamos a un rival que jugó al límite, jugó su final y nosotros jugamos un partido más; no tendríamos que haber jugado un partido más, teníamos que haber jugado al límite, sabiendo que te pueden expulsar, sabiendo que tienes más amarillas que el rival, indefectiblemente, pero así hay que hacerlo”, refirió.

Los Diablos ahora tendrán que buscar el pase a la liguilla con triunfo en su último encuentro. “No tenemos otra, tenemos dos semanas todavía para preparar el partido y tratar de recuperar, sí he hablado con el plantel de las sensaciones que deja esto, y la tranquilidad de saber que el equipo no jugó bien, el equipo lo sabe; la tranquilidad del equipo pone voluntad. Queda un partido, depende de nosotros, tampoco va a ser un rival a modo ni fácil, pero sí, tenemos que jugar nuestra final”, dijo.

Del tema arbitral, Cristante reconoció que su temperamento ha sido factor en contra, pero no es un tema personal y reveló que pidió a Arturo Brizio, presidente de la Comisión de Árbitros,  reunirse con los silbantes.

“Me dijo que sí y después ya no me escribió más, yo no quiero molestarlo, para pedir una disculpa a los árbitros y que me escuchen, que me entiendan porque no soy un tipo agresivo”, aunque consideró que expresiones que usa han sido motivo de expulsión.

“Tengo que cambiarlo yo, no puedo cambiar a los árbitros. Nunca se dio esta reunión, ojalá que algún día se dé, porque está bueno que haya una interacción. No creo en el no diálogo, no creo en apegase al reglamento.  Los técnicos que están sobre la banda sufren estrés, se calientan, se enojan, con sus jugadores, el rival, con los árbitros, con la televisión, con todos. El problema es cuando lo hacen personal ellos, yo lo hice personal en algún momento, me castigaron, ya no lo hago más, pero hay algo”, dijo.