Siempre deudor

Views: 875

-Porqué tantos intereses si yo reestructuré para que no fuera tanto.

 

-¿Para qué no fuera tanto? Perdóneme pero no sé qué parámetro financiero use usted.

 

El acalorado diálogo se lleva a cabo en una elegante oficina de BANAMEX.

 

-Yo creí que al estar UDIS…

 

-Y qué bueno que lo hizo. Vea…

 

Y el empleado del banco le mostró al deudor un legajo escrito con letra pequeña y con tantos números, que a permanente deudor de la Banca Mexicana pensó que ni leyéndolo durante una semana le entendería.

 

Más embrollado que el presidente AMLO en sus decisiones, el deudor se atrevió a farfullar:

-¿Y saldré hasta el año 2035?

 

-Y si no usted (que lo dudo, pensó burócrata bancario) sus descendientes… Ah, por cierto ¿Ya me firmó su seguro de vida?

 

Y el deudor permanente de los más ricos, de los dueños de la banca, con un chinga tu madre, por cierto mascullado casi en silencio, entre dientes, selló –a su modo– la suerte de vivir en este país.