Testigos de Jehová dan ayuda para las víctimas de la violencia doméstica

Views: 1414

La violencia contra la mujer se ha convertido en un problema de salud pública comparable a una epidemia, indica la Organización mundial de la Salud (OMS), por lo que se requiere acción inmediata. Según los cálculos de la OMS, “casi un tercio (30%) de todas las mujeres que han tenido una relación han sufrido violencia física o sexual por parte de su pareja”. Además, según un informe reciente de la ONU todos los días un promedio de 137 mujeres son asesinadas a manos de su pareja o de otro miembro de su familia. Y en estos tiempos de confinamiento el problema se agrava.

Las cifras son impresionantes, pero no describen el dolor físico y emocional por el que pasa la persona que sufre la violencia.

Durante el despegue de la pandemia por COVID-19, se ha registrado en México el mayor número de casos de violencia en los hogares, según datos recabados de enero a marzo. Los servicios de emergencia del país recibieron tan solo en marzo 26 mil 171 llamadas relacionadas con violencia contra la mujer, el número más alto en los últimos cuatro años, informó el Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP).

Marcos Moreno, portavoz de los Testigos de Jehová, declaró al respecto: “¿Ha pasado usted por una experiencia como esta? ¿Conoce a alguien que esté pasando por ella? A los testigos de Jehová les preocupa este problema que causa mucho dolor y sufrimiento en la sociedad, por tal razón han hecho disponible en su sitio de Internet jw.org el artículo con el tema: “Ayuda para las víctimas de la violencia doméstica”, en este se presentan algunas ayudas para hacer frente a este problema de la sociedad actual. Algunas de las sugerencias que se presentan son las siguientes:

Usted no tiene la culpa. Existe la tendencia de que el abusador le eche la culpa a su pareja por el maltrato. Nada más equivocado que esto. Toda mujer tiene derecho a ser amada por su esposo.

Busque ayuda. Es normal preocuparse por su seguridad personal, el bienestar de sus hijos o su situación económica, es normal que se siente abrumada y confundida. No se aísle, si se siente en peligro y no sabe qué hacer busque la ayuda de un familiar o un amigo de confianza. Así podrá encontrar apoyo práctico y emocional. Hablar con alguien que muestre empatía puede cambiar las cosas. Hable a los teléfonos de asistencia para víctima de violencia doméstica. Estos servicios del gobierno le pueden prestar ayuda inmediata. Los operadores están preparados para indicarle qué hacer y cómo protegerse. Ubique otros organismos que brindan apoyo en caso de emergencia. La pueden poner en contacto con doctores, enfermeras y otros profesionales que le ayudarán de inmediato.

Cómo ayudar a una víctima:

  • Escúchela con interés y comprensión
  • Anímela
  • Ofrézcale su apoyo
  • Hágale ver que ella es perfectamente capaz de tomar sus propias decisiones

Los invito a buscar el más reciente artículo en la página jw.org, con el título: Ayuda para las víctimas de la violencia doméstica. La descarga es gratuita. Sabemos que el leer estos prácticos consejos y estos mensajes de ánimo será refrescante, tanto para las víctimas como para los que conocen a alguien que sufre este tipo de violencia”, aseveró.