Estado de México
4 horas antes - La Secretaría de Salud del Estado de México informó que al corte de las 20:00 horas se reportan 33 mil 336 personas que han recibido su alta sanitaria tras superar el COVID-19, además de que se contabilizan 59 mil 174 casos positivos. La dependencia, a cargo del Doctor Gabriel O´Shea Cuevas, precisó que 13 mil 827 mexiquenses se encuentran en resguardo domiciliario, mil 463 son atendidos en hospitales de la entidad y mil 568 en nosocomios de otros estados; además de que dio a conocer el fallecimiento de 7 mil 116 personas en diversos municipios y mil 864 fuera de las fronteras estatales. De igual manera, señaló que hasta hoy se registran 21 mil 627 casos sospechosos en espera del resultado de la muestra que les ha sido tomada y 65 mil 059 han dado negativo al virus SARS-CoV-2. Añadió que bajo el lema “Hazlo por ti, hazlo por todos #llévalopuesto”, se debe tomar en cuenta que es fundamental usar el tapabocas diariamente cuando se acude a lugares públicos, mismo que debe cubrir mentón, nariz y boca, no manipularlo con las manos sucias, utilizarlo una sola vez si es desechable o lavarlo diariamente, si es de tela. Por lo que corresponde a la sana distancia, recordó que ante la reapertura de algunos giros comerciales y de servicios, se debe evitar acudir a lugares donde se puedan generar aglomeraciones, además de que es importante guardar un espacio entre personas de un metro a metro y medio, así como no saludar de mano, beso o abrazo. A lo anterior, la limpieza de manos es importante, por lo que se deben lavar constantemente con agua y jabón o sanitizar con gel antibacterial, con mayor énfasis si se ha utilizado el transporte público, al detenerse de barandales, al pulsar botones de elevadores o abrir y cerrar puertas, después del uso de artículos de uso común como teléfonos y computadoras. Finalmente, recordó a la población que sigue activa la línea de atención 800 900 3200 para que quienes presentan síntomas de enfermedades respiratorias puedan recibir orientación y atención de ser necesario, cuenten con información fidedigna sobre la pandemia o apoyo psicológico.

“Ya no sufrimos por el sol o la lluvia” dicen estudiantes

Views: 576
Ahora ya no sufrimos por las inclemencias del sol y de la lluvia, que nos impedían llevar a cabo las clases de educación física. Gracias porque tenemos un espacio para los eventos culturales y así nuestros padres podrán apreciar los trabajos que hacemos de manera coordinada con los maestros”, señaló la alumna Fernanda Jaimes con la representación de sus compañeros, maestros y padres de familia, instantes después que el alcalde Fernando Zamora Morales entregara la techumbre de la escuela primaria “Magdalena Reyes Gómez” de San Mateo Oxtotitlán.
La infraestructura anterior se suma a otras 56 que han sido gestionadas por la actual administración municipal en beneficio de miles de estudiantes, maestros y padres de familia. En la última semana se hizo entrega de cinco  de estas techumbres en igual número de escuelas, que en conjunto suman una superficie de 2 mil 397 metros cuadrados en beneficio de más de 4 mil estudiantes.
En las primarias “Juan Fernández Albarrán”, en Cacalomacán; “Magdalena Gómez Reyes”, en San Mateo Oxtotitlán; “Emiliano Zapata”, en Árbol de las Manitas; “José María Morelos y Pavón”, y en la Secundaria Técnica Industrial y Comercial Número 69 “Gral. Vicente Guerrero”, en San Andrés Cuexcontitlán, maestros, alumnos y padres de familia coincidieron en la importancia de contar con dichas construcciones que protegen a los estudiantes del sol, la lluvia y el viento.
Estas acciones confirman el compromiso del gobierno federal, estatal y municipal con la educación, señaló el edil toluqueño, tras  exhortar a la comunidad escolar a practicar y  fomentar  los valores.
En dichas escuelas, los trabajos de construcción de techumbres incluyeron la cimentación de zapatas aisladas y dados de concreto, la colocación de columnas de concreto, colocación de arcotecho, bajadas pluviales, instalación de tubos de PVC, aplicación de pintura e instalación eléctrica.
Los padres de familia de las cinco escuelas reconocieron el impacto de las obras. Para Verónica Velázquez, madre de familia los trabajos son “un buen proyecto porque ahora en las ceremonias ya no están mucho tiempo expuestos a los rayos del sol y para realizar sus actividades físicas y culturales ya no resentirán tampoco la brisa de la neblina por las mañanas en la ceremonias cívicas”.