Cambio de horario

Views: 780

Aún hay muchas personas que no se reponen, dicen que se tardan hasta cinco días en asimilarlo.

 

No son cinco días, son más de 15, y no se adapta uno totalmente, le voy a dar algunas razones. El primer ensayo que se hizo de algunos países de ajustar sus horarios durante la Primera Guerra Mundial, pero para el caso de México fue ligado al Tratado de Libre Comercio, el primero de enero del 94, se inició la vigencia del Tratado que sigue aún, mientras no se firme la renovación, está en las manos de Estados Unidos y Canadá, México ya lo ratificó.

 

Es el momento en que la sociedad en México debamos hacer un análisis serio o una revisión en el mismo sentido de ahora, ya con la experiencia, no se trata de que nos engañen, de que nos den falsos argumentos para que sea algo que convenga a la sociedad, no a unos cuantos. Ahora que menciono el tema de la diabetes por ejemplo, la insulina responde aún reloj biológico la producción y no lo puede estar alterando impunemente, es indispensable para las primeras horas del día en donde en el cuerpo se reactivan las funciones que van encaminadas a la digestión, al desayuno por ejemplo, es indispensable.

 

Entonces, usted seguramente tendrá la experiencia de decir en qué momento me siento mejor o en qué momento me siento peor, relacionado con el horario o con sus horas de sueño auténtico. Al reloj biológico no se le puede engañar, esto del horario para la naturaleza es algo artificial.

 

En agronomía tenemos conceptos que tienen que ver con lo que se llama foto periodo, es la duración del día o la intensidad de la luz; la luz es la energía que las plantas, a partir de la clorofila, transforman y almacenan, después nosotros aprovechamos. Entonces la energía que se va acumulando y se va transformando, proviene del sol y eso tiene que ver con el fotoperiodo, la intensidad y la duración. Eso es lo que genera los diferentes climas, ya después tendrá que ver la orografía, la altitud, nosotros en lo que se llama el altiplano, estamos arriba de los dos mil metros sobre el nivel del mar, tenemos una calidad de la luz diferente, mayor intensidad y por eso esto se ve reflejado en algunos productos agrícolas como los maíces pigmentados.

 

El mejor maíz pigmentado del mundo lo tenemos nosotros, aquí en Tlaxcala, Puebla, Estado de México, precisamente por la altitud, esto está demostrado, no es que lo inventé. Eso qué tiene que ver, el pigmento de esos maíces son los protectores de enfermedades y algunas degeneraciones naturales del organismos, pero que con esto se retrasa o se llevan a evitar, haciendo consumo de estas sustancias naturales.

 

Los gallos cantan cuando está por asomarse el sol, ellos lo identifican y los pájaros y toda la vida silvestres, para ellos no significa nada especial. Los que sí manipulamos un poco, los animales domésticos, tenemos que ajustar para ordeñar las vacas, para darles de comer a los borregos, etcétera, eso sí altera no solamente a nosotros, también a las plantas y a los animales. Vale la pena que propongamos, escuchaba al diputado Juan Maccise Naime sobre la preocupación respecto a los hábitos y esas cuestiones que tienen que ver con la salud, el bienestar en general, este es un tema que creo ya llegó el momento de que propongamos que se revise y participen.

 

Es decir, la ciencia, la gente de los negocios, la sociedad en general y opinemos si debe continuar o ya le paramos con este horario artificial y tramposo, porque no veo que se ahorre nada, en lo económico, no se ahorra energía. Al contrario, creo que gastamos más, tenemos más tiempo con la luz del día, donde necesitan calefacción la ocupan más tienen que abrir la casa, las puertas más temprano y se enfrían y ocupan más energía. Habrá que revisarlo, es la idea que propongo.

 

Nuestros extremos como Quintana Roo y Sonora no hicieron estos cambios, también tendrían que dar su opinión, que opinemos todos.