LA IMPORTANCIA DE LA AMISTAD

Views: 113

Aristóteles, Filósofo, Político y maestro de la Retórica, definió la Amistad, como uno de los Valores fundamentales de los seres humanos y además decía que, la Amistad lleva Virtud o es acompañada de Virtud.

La amistad según Aristóteles es uno de los más grandes valores de los seres humanos y que gran acierto verla así, ya que uno de los efectos inmediatos de la amistad es precisamente la paz.

La amistad produce paz y la posibilidad de vivir en paz, uno de los más grandes derechos, contemplados en la carta de derechos humanos.

Mire usted; Quienes logran amistarse en consecuencia, viven en paz con quienes así lo hacen y, es entonces la amistad un valor sin igual, capaz de luchar y sobreponerse a cualquier embate. Hablo por supuesto de la verdadera amistad, no de los cuates ni del compadrazgo.

Ahora bien; El rey Salomón conocido por su sabiduría dijo que:

“En todo tiempo ama el amigo, Y es como un hermano en tiempo de angustia”

Esta es otra visión muy interesante de la amistad: La Amistad en tiempo de crisis.

Ahora mismo estamos viviendo esos tiempos angustiantes a los que se refería Salomon. Tiempos de Crisis, bajo el impacto de guerras y voces de guerra, nuevas enfermedades que amenazan la vida humana, indiferencia y egoísmo a flor de piel.

Uno de los efectos de la crisis que vivimos en la actualidad, es, por ejemplo; la depresión y el desánimo.

Estos te apartan poco a poco de las relaciones, es decir, te alejan de los demás, y como coloquialmente se dice “te enconchas, como la tortuga”

Dicho de otra forma, oculto en tu interior intentas protegerte del efecto de la crisis.

Pero en estos tiempos de crisis y problemas, la verdadera amistad es como un bálsamo que te refresca, y el consejo del amigo, es fortaleza y apoyo.

No es lo mismo tener un amigo que un cuate o un conocido, la amistad verdadera construye, alienta, fortalece, sabe dar antes que recibir.

Un efecto más de la amistad es el siguiente: La amistad construye.

En términos actuales, la amistad nos ayuda a construir mejores relaciones.

En la actualidad nuestra sociedad tiene urgencia precisamente de ello, de construir relaciones sanas y duraderas, por ejemplo:

¿Necesitará el pueblo la amistad de su gobierno?, o ¿el gobierno la de sus gobernados?  Por supuesto que sí, de lo contrario viviremos un estado de Anti-Valor.

El Anti-Valor de la Amistad es la Enemistad y esto se traduce en Violencia, desacuerdo, egoísmo, corrupción y tristeza.

La amistad da paso en consecuencia a un Valor Social muy importante, el Respeto, el Respeto a su vez, da paso a la Tolerancia y la Tolerancia a la Paz.

Un Pueblo que vive sin amistad vive sin Paz.

Quiero señalar algo muy importante, cuando hablamos de Amistad debemos pensar también en la Amistad entre cónyuges, entre un Padre y su hijo, entre hermanos, entre compañeros de trabajo.

La Amistad según Aristóteles, es la mayor riqueza de los seres humanos y según Salomón es su mayor tesoro.

De manera entonces que si algo puede en la actualidad aliviar el corazón y el peso que representan los problemas cotidianos es precisamente: La amistad.

Nada como un buen café, con un buen amigo, acompañados de una buena charla.

Permítanme compartirles algo que escribí hace un tiempo:

En todo tiempo ama el amigo

Por: Aarón Dávila

La amistad verdadera, no depende del tiempo,

de caprichos, cambios de humor o desacuerdos.

La amistad se da una vez y para siempre.

Se perfecciona en el dolor,

pequeños gestos la enriquecen.

Quien te llama amigo,

con el corazón lo hace.

La amistad no requiere pruebas.

Honestidad y confianza son su base.

Cuando un amigo te da la mano,

Con ella estrecha su cariño.

Siempre estará contigo,

aunque no te escriba a diario.

Un amigo nunca deja de ser.

A pesar de la distancia, creencias o problemas.

Un amigo es capaz de abrazarte

y sembrar en ti el mejor de los recuerdos.

Es por esto por lo que dicen;

que los amigos, se cuentan con los dedos de la mano.

Este poema, fue tomado del libro “Como siempre los abrazo con cariño” escrito por Aarón Dávila. Publicado por Bubok Editores. Todos los derechos están reservados en favor del autor. ©(R)

Hay un refrán popular que dice así:

“La casualidad nos hace hermanos, pero el corazón nos hace amigos”

¿Qué diremos entonces? Me permito el regocijo de una buena amistad o sigo caminando el camino de la soledad.

“Si van dos caminando y uno de ellos tropieza, el otro podrá apoyarlo y ayudarlo a levantarse y si el mal acecha a uno el segundo le será fortaleza.”

Que gran recurso de vida es entonces contar con la amistad, amistad verdadera, que no se justifica y que nunca se pierde.