Liderato con dudas

Views: 663

Este ocho de septiembre se disputó el encuentro entre las selecciones de Panamá y México del octagonal de CONCACAF de cara al Mundial de Qatar 2022 en una atípica triple jornada.

El cuadro tricolor venía de conseguir dos complicadas victorias ante sus similares de Jamaica y Costa Rica a quienes derrotó con cierto grado de dificultad.

El combinado nacional llegaba con un 4-3-3 formado por Guillermo Ochoa en el arco, Néstor Araujo y César Montes en la central, Jesús Gallardo y Jorge Sánchez como laterales; en medio campo iniciaban Luis Romo, Charly Rodríguez y Jonathan Dos Santos y adelante el tridente ofensivo formado por Orbelín Pineda, Tecatito Corona y Rogelio Funes Mori.

El partido arrancó de manera movida, con ambas selecciones llegando a las áreas rivales; México por medio del control de la pelota y los panameños a través de transiciones verticales.

Ambos arqueros tuvieron intervenciones importantes para mantener sus metas en ceros, sin embargo al minuto 29’ el delantero panameño Rolando Blackburn abrió el marcador luego de un rechace de Guillermo Ochoa quien dejó dentro de su área para que el delantero rival llegara solo y pusiera los cartones 1-0.

México, que llegaba sin su DT, buscó emparejar el marcador; sin embargo, no lograba conseguirlo y es que la zaga defensiva panameña dio una destacable actuación que impedía al tridente nacional encontrar las redes del equipo centroamericano.

Nuevamente, Rogelio Funes Mori fue uno de los seleccionados nacionales más señalados, pues no pudo marcar a pesar de haber tenido un par de oportunidades, que no hubieran existido de no haber sido por su movilidad sin balón, claro está,

El primer tiempo terminó con un 1-0 en favor de Panamá por lo que el Tri regresaba al terreno de juego en el segundo tiempo con tres modificaciones; Andrés Guardado por Carlos Rodríguez, Henry Martin por Funes Mori y Dos Sotos por Sebastián Córdova.

Durante el segundo tiempo hubo una ligera mejoría de funcionamiento a pesar de que por momentos el Tri lucía un poco denso y es que no fue un buen partido por parte de algunos de sus mejores jugadores; sin embargo, no fue el caso de Andrés Guardado quien durante este lapso tuvo una buena participación.

El ingreso de Sebastián Córdova también fue un acierto gracias a la vocación ofensiva del jugador del América que se enfocó en crear opciones de gol llegando al área rival –rol que Orbelín no ejecutó de manera correcta en este partido–.

Finalmente Tecatito Corona conseguiría el 1-1 luego de una buena jugada individual dentro del área rival que metía a México dentro del partido.

México presionaba de manera correcta; sin embargo, no encontraba un volumen de juego que permitiera conseguir llegadas de peligro importantes.

La Selección siguió buscando marcar el gol de la victoria con el ingreso de Rodolfo Pizarro, pero no lo conseguiría, pues a pesar de ser superior al rival, este no cedía y se mantuvo bien parado durante el encuentro y manteniendo el orden defensivo cerca de su área.

El partido culminó con un agridulce 1-1 que deja dudas en cuanto al funcionamiento del cuadro nacional. A pesar de ello se mantiene en el liderato de la clasificación rumbo al Mundial, se verá en los próximos encuentros si se sostiene o pierde el rumbo.

Gracias por leerme, tengan una buena semana.