INTENSIFICA COPRISEM VIGILANCIA EN PANADERÍAS POR “DÍA DE MUERTOS”

Views: 670

La Secretaría de Salud estatal, a través de la Comisión para la Protección contra Riesgos Sanitarios del Estado de México (Coprisem) intensificó las acciones de vigilancia y fomento sanitario a panaderías, en el marco del Día de Muertos, ante el incremento en la elaboración y comercialización de diversos productos alusivos a está tradición.

La autoridad sanitaria ha privilegiado las acciones de prevención para evitar riesgos a la salud, por lo que ha capacitado a 6 mil 485 trabajadores del giro, a quienes se les ha dado a conocer la normatividad sanitaria, en particular la NOM-251-SSA1-2009, “Prácticas de higiene para el proceso de alimentos, bebidas y suplementos alimenticios”.

Asimismo, verificadores de las 18 Jurisdicciones de Regulación Sanitaria y del sector central realizan visitas a panaderías de los 125 municipios mexiquenses a fin de constatar que cumplan con los protocolos de higiene para reducir los riesgos de contagio del virus SARS-CoV-2.

En este año, la Coprisem ha llevado a cabo 2 mil 23 visitas de verificación a panaderías y pastelerías, procediendo a la suspensión de 321 establecimientos ubicados en municipios como Toluca, Chicoloapan, Cuautitlán Izcalli, Ecatepec, Nezahualcóyotl, Nicolás Romero, Tecámac, Temascalcingo, Tenancingo, Texcoco, Tepotzotlán y Tultitlan, entre otros.

Entre las irregularidades que los verificadores detectaron fue que el personal no utilizaba cubrebocas, cofia ni algún otro elemento que garantice la higiene, además de que el responsable de manipular las materias primas no contaba con el equipo de trabajo adecuado y se detectó que empleados manipulaban directamente el producto y recibían el dinero sin ninguna medida sanitaria.

De igual manera se suspendieron actividades porque las materias primas derivadas de cereales, semillas, harinas, sémolas y demás productos para la elaboración del pan no cumplían con los requisitos de identificación, fecha preferente de consumo y condiciones de temperatura para su conservación.

Aunado a lo anterior, dichos negocios no contaban con un plan de fumigación y desinfección, tampoco tenían un sistema para identificar las materias primas de acuerdo a su naturaleza.

Por lo anterior, la Coprisem inició los procedimientos jurídico-administrativos pertinentes a efecto de determinar la sanción y multas que correspondan a las faltas cometidas por estos establecimientos, que podrían ir desde una amonestación hasta la clausura y multa por 10 mil unidades de medida y actualización.