PERDIENDO LA PÉRDIDA (o algo por el estilo)

Views: 798

El vértigo

Cuando la respiración se vuelve una avalancha

Cuando comprar el pan se vuelve en un evento estelar

Cuando la programación de una agenda

Usa más el borrador

Y las conversaciones se vuelven

En enfrentamientos con toros

De todos los hierros, nunca sabiendo

Que va a salir de esa puerta de corrales

Y el solo saber que puede ser el último día,

Un acontecimiento de poesía dura y pura

Donde aquella magia tan mentada y con mala reputación

Se hace tu aliada

Porque no hay alternativa

Sólo un trincherazo que deje impávida a cierta multitud hace el día

O ese sorbo de café que cala hondo

Y entonces todo o casi todo se vuelve una porta gayola

A tu servicio

Como un torero sin cuadrilla,

Pero feliz

Sin ninguna precaución

Lo que es una manera de protegerse

Y entonces llueven

Los prontos, los quizá, los de, los desde,

Los vamos, las llamadas, los deseos,

Los imposibles, los retornos, y,

Se vuelven palabras

Que cobran vida o no,

Según lo decidas,

Con ese misterioso

Poder del saberlo

Casi todo,

Sin ninguna humildad.