Querido Santi

Views: 597

Jamás supe

la razón de tu

nombre;

jamás supe

quién te

lo puso.

Varios

decían

que

no era

nombre de

perro.

Jamás

habrá

humano

que llene

ese nombre.

Siempre

fuiste

un gran

chihuahua;

detrás

del cuidado

de la

amada

y recordada

Migou.

Jamás pude

verte

subiendo

grandes

alturas,

como lo

decía

ella;

si acaso

vi indicios

a tu edad

avanzada.

Recodaré

SIEMPRE

tu gran

velocidad

para pedir

alimentos,

no había

cosa a

que no

le entraras

eras de

buen diente.

Agradezco

cada día

y cada

noche

a tu lado;

sin duda,

contigo

perdí el

asco.

Agradezco

tu amor;

la gran

energía

cuando

me recibías;

tu aguante

ante una

enfermedad

prolongada.

5 de mayo,

7 de mayo,

dos fechas

de partida;

al menos

ya están

JUNTOS,

con

tu

verdadera

dueña.

Eterna Migou; eterno Santi.