Celebran Día Nacional de los Pueblos Mágicos

Views: 327

El territorio mexiquense tiene una amplia diversidad de destinos turísticos para público de todas las edades y gustos; muestra de ello son sus 10 Pueblos Mágicos que este día celebran su designación y se suman a la fiesta nacional.

El 5 octubre de 2021 se instituyó el Día Nacional de los Pueblos Mágicos como reconocimiento a mujeres y hombres que han hecho de estas localidades destinos de gran riqueza histórica, natural, cultural, gastronómica y artesanal; por ello, la Secretaría de Cultura y Turismo invita a visitarlos.

El país cuenta con 132 Pueblos Mágicos, de los cuales 10 se ubican en el Estado de México: Aculco, El Oro, Ixtapan de la Sal, Malinalco, Metepec, Teotihuacán y San Martín de las Pirámides (comparten declaratoria), Tepotzotlán, Tonatico, Valle de Bravo y Villa del Carbón.

Aculco se encuentra rodeado de peñascos y cascadas; además cuenta con parte del Camino Real Tierra Adentro, ruta comercial y de transporte más importante de México en el siglo XVI, que es Patrimonio Cultural de la Humanidad.

El municipio de El Oro conserva su esplendor minero y belleza arquitectónica, a través de majestuosas construcciones como el Palacio Municipal o El Teatro Juárez, recinto que se puede admirar con su estilo neoclásico y fachadas de cantera rosa.

Si se trata de pasar tiempo en contacto con la naturaleza, se puede caminar o cabalgar por las orillas de la Presa Brockman.

Descanso, energía y salud ofrece Ixtapan de la Sal a través de sus aguas termales, como las del Balneario Municipal “El Bañito”, en los diversos spas de la zona o en los temazcales, baños de vapor prehispánico.

Su clima soleado hace disfrutar de sus nieves artesanales y caminar por los diversos locales de artesanías de alfarería y madera.

Malinalco conserva su esencia prehispánica a través de la zona arqueológica de Cuautinchán o El Cerro de los Ídolos, donde se admira un templo monolítico, único en su tipo en todo el continente americano.

De gran tradición alfarera, Metepec es cuna de una de las piezas artesanales más representativas del estado y de todo el país: El Árbol de la Vida. Desde las calles del centro, las y los visitantes pueden admirar el Cerro de los Magueyes, con su Capilla de la Virgen de los Dolores.

Teotihuacán y San Martín de las Pirámides comparten el nombramiento de Pueblo Mágico, y juntos componen un destino considerado de salud y energía. En sus valles emerge la zona arqueológica más representativa de Mesoamérica y Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Son imperdibles las visitas a talleres artesanales de obsidiana, de licores o conservas de tuna y xoconostle, sin dejar de probar la gastronomía con herencia prehispánica.

Por su diversidad cultural, histórica y natural, Tepotzotlán obtuvo su nombramiento como el primer Pueblo Mágico en el Estado de México; su Museo Nacional del Virreinato ofrece al visitante un espacio lleno de historia para después disfrutar de hermosos paisajes en la Presa la Concepción o el Parque Xochitla, y pasear en bicicleta o hacer senderismo.

Aventura y descanso se vive en el Pueblo Mágico de Tonatico al recorrer las Grutas de la Estrella, tras un descenso de más de 400 escalones las y los visitantes pueden caminar sobre puentes iluminados y admirar las estalagmitas y estalactitas para después relajarse con aguas termales y una mascarilla de barro en el Balneario Municipal.

Valle de Bravo, rodeado de paisajes naturales boscosos, donde los visitantes pueden admirar su lago artificial en alguno de sus miradores. Un destino en el que se practican deportes extremos y acuáticos como el parapente o ala delta.

El Pueblo Mágico de Villa del Carbón conserva su esplendor cultural de la época colonial y su belleza natural al estar rodeado de montañas y vegetación.

El público puede conocer cada uno de estos pueblos a través del sitio web experiencia.edomex.gob.mx y planear su visita a estos lugares maravillosos.