Épocas de guerra

Views: 749

Que fácil sería vivir en la torre sin puertas, un lugar escondido, fuera de serie, admitiendo subir a una persona a la vez porque la cuerda de mi cabello no resistiría más, guardar en una caja mis días, y esperar al atardecer desde mi silla de madera…

 

Objetos inanimados hacemos aparición en las filas del super, y en la línea directa con la farmacia, y de postre un discurso infame de un señor con canas.

 

La paz en mis días tiene que ver con mi estado de ánimo; con el color que se refleja en la mesa de cristal de la sala, con el café cargado de la mañana en mi escritorio y mi música en trance, en épocas de guerra.

 

Las pancartas hechas con cartón, de ese que ahora a todos nos sobra por la cantidad de paquetería que recibimos, las protestas solemnes… en épocas de guerra

 

La semana más gris, menos multicolor, porque así lo elegimos, porque con nuestras palabras herimos… en épocas de guerra

 

Aquí sigo, leyéndolos, escribiéndoles y difuminando la espera en mi época de guerra

 

 

*The living room at his Cannes villa. by Edward Quinn/© EdwardQuinn.com; © 2016 Estate of Pablo Picasso/Artists Rights Society (A.R.S.), New York.