MEDIO AMBIENTE Y ELECCIONES 2021

Views: 1137

Este domingo 6 de junio, la ciudadanía ejerció su derecho al voto para renovar la Cámara de Diputados y diversos cargos públicos en los 32 estados del país, entre gubernaturas, alcaldías, regidurías y otros cargos.

Esta jornada electoral representó un ejercicio ciudadano en el que se brindó la oportunidad de elegir a representantes en el gobierno que prioricen y trabajen a favor de los derechos medioambientales, la salud y el planeta.

Cabe señalar que en el Estado de México muy pocos candidatos incluyeron en sus propuestas y en sus proyectos el tema sustentable y ambiental, a pesar de existe  un partido como el Verde que  erróneamente es llamado  “ecologista” , ya que solo es un slogan mercadológico pero que no es una filosofía ni modo de acción y mucho menos una idea para sus militantes, en donde por cierto perdieron el impulso que traían a causa de las ventas de candidaturas y de la corrupción de su dirigencia estatal, el electorado los elimino como opción y se reflejo en las urnas a lo largo y ancho de la entidad mexiquense.

Independientemente de lo anterior existieron candidatos de otras denominaciones políticas que realizaron propuestas ambientales, uno de ellos fue Iván Esquer, candidato a Diputado Local por el Distrito 13 por la coalición “Va por el Estado de México”, quien principalmente abandera el tema del medio ambiente como un Derecho Humano y una extensa política por vocación con unas manos muy trabajdoras. También, José Luis Espinoza en Temascalcingo propuso una agenda interesante sobre todo en el tema de eco turismo y en otros grandes puntos de oportunidad para realizar un gran cambio en su municipio.

Si bien en su mayoría ganaron los representados por el PRI , todas y todos deberían incorporar a sus agendas políticas los siguientes temas:

Eliminar los plásticos de un solo uso. Si bien las y los habitantes de varias entidades de México ya consiguieron que los congresos locales prohíban la venta y distribución de plásticos de un solo uso, aún faltan más legislaciones de este tipo en todo el país y que los gobiernos garanticen la aplicación de estas normas.  Las y los diputados federales, que serán renovados en esta jornada, aún deben reformar la Ley General para la Prevención y Gestión Integral de los Residuos (LGPGIR) para responsabilizar a las marcas de los productos desechables, envases, empaques y embalajes que utilizan y contaminan nuestros océanos.

No más combustible fósil. Necesitamos que la política energética del gobierno federal deje de colocar a los combustibles fósiles en un lugar de privilegio en la generación eléctrica y priorice la participación de las fuentes de energías renovables, ya que la quema de combustóleo es altamente dañina para la salud humana y el medio ambiente.

Ciudades y comunidades más verdes y más alternativas de consumo responsable. Las y los alcaldes, así como todas y todos los funcionarios públicos, deben comprometerse a crear más áreas verdes en las ciudades y la democratización del espacio público, con acceso igualitario para todas las personas. Ésta es una forma de luchar contra la emergencia climática, la pérdida de biodiversidad y la desigualdad social. Los espacios verdes mejoran la calidad de vida de la gente, por lo que los gobiernos deben tener más propuestas para sostenerlos y seguir creándolos.

Finalmente garantizar la prohibición del herbicida glifosato y el maíz genéticamente modificado. Las y los candidatos que resulten electos, deberán vigilar que esta prohibición se haga efectiva en todo el país, permitiendo e impulsando que las y los agricultores transiten hacia técnicas de producción amigables con el medio ambiente y que además protegen la salud de las personas, como la agroecología.

La jornada electoral de este domingo tiene un impacto importante en los siguientes pasos que dé nuestro país en materia medioambiental. Por tal motivo debemos exigir a nuestros representantes que incluyan en sus planes de trabajo el compromiso central de cuidar a nuestro planeta.