Gastritis

Views: 610

La gastritis nerviosa, fenómeno de conjunción entre la ansiedad y el funcionamiento muscular involuntario, se nos presenta como una auténtica inflamación, in-flammare en latín que viene a significar: quemarse, combustionar, ponerse en llamas, literalmente. En griego tenían la palabra empyresis que equivalía también a meterse al fuego,

En medicina y en el hogar, gastritis es la simple inflamación del tejido estomacal        –la palabra tejido, se parece a texto, pero ese es otro asunto– de una persona o animal, ¿qué le pasa?, sólo se pone caliente, dolorido e hinchado.  Itis y Osis son los sufijos que denotan inflamación, por tanto Gastritis es un nombre cabalmente formado, pero creo que es más una idea, una emoción y un sentimiento más allá del diagnóstico: dispepsia funcional.

La mucosa gástrica es la responsable de  múltiples funciones, entre ellas asimilar los alimentos. Cuando se inflama puede ser por diversas causas: infecciones, estrés, enfermedad cancerígena, lesión de la mucosa por fármacos o alimentos y/o trastornos del sistema inmunológico.

La gastritis, como todo en la vida puede ser aguda o crónica, erosiva o no erosiva, emparentada con una bacteria o simplemente emocional, sí, ese enemigo común llamado estrés, la ansiedad, el agobio, todos ellos pasan factura en el interior del estómago, provocando la inflamación de la mucosa gástrica.

¿Qué hacer? Dejar de fumar, evitar el consumo de sustancias irritantes, abandonar el alcohol, beber menos café o eliminarlo de la lista, sacrificarse en aras de la salud y disminuir el consumo de chocolate y salsas condimentadas, evitar bebidas gaseosas y jugos de frutas ácidas. ¿Qué queda?, la neutralidad de las carnes blancas y las verduras.

La pesadez y sensación de explotar, el mal genio y el ardor también son conocidos como karma del enojón el cual afecta a más de la mitad de la población en algún momento, cuidado, una gastritis mal cuidada puede llevar a enfermedades más graves.

A todo esto, cuando inflame, recuerde que los síntomas son expresiones del cuerpo, clara señal de que algo anda mal. Los médicos siguen resistiendo en mayor o menor medida el componente psicosomático y rara vez hablan con el paciente de esto. El factor nervioso determina cuándo va a mejorar el malestar físico o cuándo volverá a aparecer y es importante también no dejarlo todo a la  capacidad del paciente para manejar sus emociones. Bienvenidos los antiácidos.

Considero que es una vía rápida de volver a sentir mariposas en el estómago, la sensación, de alguna manera se parece a tener gastritis, ¿qué deberíamos hacer?: ejercicios de relajación, mantener alimentación favorable, descansar mucho, escuchar música, terapia antiestrés… ¿y qué hacemos? Todo lo contrario.